icono de baloncesto
Baloncesto
El joven jugador del Cordobásket disputará un torneo en Bellegarde (Francia) este fin de semana en el que demostrará su valía ante el combinado galo, Italia y Grecia
Rafa Santos con la elástica de Muser Auto. Foto: Cordobásket
R. Fernández
18/04/19 12:24

Rafa Santos, con la selección española sub 16

La apuesta del Club Deportivo Cordobásket por el baloncesto de base en la provincia está dando sus frutos en diferentes ámbitos, con conquistas de equipos en diferentes competiciones y niveles. Junto a ello, hay otros casos particulares que confirman que se camina en la dirección correcta. Es el caso de Rafa Santos Jiménez, un joven base que tras ser llamado por la Selección Española Sub 16 de basket para entrenar acaba de ser elegido entre los 12 que viajarán a Francia para disputar un torneo preparatorio de La Roja este próximo fin de semana.

Se trata de la primera vez en la historia de este club que uno de sus jugadores es seleccionado a tan temprana edad, lo cual habla mucho y bien tanto de su potencial como del buen camino que está siguiendo de la mano de los entrenadores de Cordobasket. Un talento de la cantera cordobesa, de 183 centímetros de altura y 15 años, ha sido incluido por la Federación Española de Baloncesto (FEB) en la convocatoria del combinado nacional con vistas al Torneo Bellegarde 2019, que se disputará en territorio francés del 19 al 21 de abril.

La trayectoria de Santos ha ido ‘in crescendo’ desde que se volcara en serio con el deporte de la canasta, animado y acompañado por sus padres, Rafael Santos y Lola Jiménez. El joven jugador, que ha pasado por todas las categorías formativas del CD Cordobasket, acumula comparecencias con las selecciones provinciales y autonómicas en todos los torneos en edades alevín, infantil y cadete. Y ahora se estrenará con La Roja en la Selección U16. Un hito histórico para él y para el baloncesto cordobés.

La foto de grupo de la selección española sub 16

El actual cadete Rafa Santos ha ido realizando conquistas a un alto ritmo y experimentando un salto definitivo en la presente temporada, en la que ha dado el salto desde su categoría cadete hasta equipo senior Muser Auto, de la Liga EBA, con el que ya debutó esta temporada -lleno de ilusión, desparpajo y energía-, y en cuyas alineaciones se ha convertido en un habitual en la segunda mitad de la actual competición del conjunto cordobés.

Las alabanzas de Jesús Lázaro

De su desarrollo sabe bastante el actual entrenador del Muser Auto Basket, Jesús Lázaro, quien elogia las virtudes del base cordobés. “Es un jugador con talento para jugar a baloncesto. No tiene un físico prodigioso -cosa que puede ganar con el tiempo- pero precisamente eso le ha ayudado a optimizar sus cualidades técnicas por encima de la media. Ello, sumado a su inteligencia sobre la pista, hace que destaque y demuestre su valía”, dijo. Según el preparador local, que Rafa Santos haya acumulado experiencia y minutos con el equipo de la Liga EBA ha contribuido a su explosión como buen jugador. 

Tanto Lázaro como el club y su familia consideran que esta llamada de la selección se la ha ganado a pulso, ya que jugar en categoría EBA con 15 años “tiene mucho mérito y no lo hace cualquiera". "Valoran su amplia visión de juego y su destreza para producir movilidad en su equipo, todo lo cual combina con la personalidad que está adquiriendo con el paso de los partidos y las temporadas”, expuso.

El seleccionador nacional de esta categoría, Dani Miret, dirige a esta la selección U16 masculina con vistas a la preparación del Europeo de Italia U16. Estos días de Semana Santa, Rafa Santos y el resto de los jóvenes jugadores han estado entrenando en San Agustín de Guadalix (Madrid). Ahora le toca viajar a la localidad francesa de Bellegarde, donde jugarán un cuadrangular junto a Italia, Francia y Grecia.

 

Seguir a

Inicie sesión o regístrese para comentar
OPINIÓN
Manuel Cobos Paradojas
Manuel Cobos
0
foto Rafa Fernández
R. Fernández
0
julia lopez
Julia López
0
Juande Benítez
0

© 2014 Cordobadeporte Aviso legal. Política de privacidad