icono de futbol
Córdoba CF
El cancerbero cordobés, formado entre Apademar, Don Bosco y Figueroa, encontrará esta semana la ocasión que buscaba tras llegar desde el Ciudad de Lucena para demostrar su valía de cara al futuro
El joven Alberto González cogiendo músculo para sustituir a Carlos Abad el sábado
R. Fernández
18/09/18 12:14

Alberto González, es tu turno

Esta semana hay un nombre que se dibuja como protagonista claro en el Córdoba CF: Alberto González Cespedosa. El meta cordobés encontrará la ocasión que buscaba para demostrar su valía de cara al futuro cuando la pasada campaña fichó desde el Ciudad de Lucena. Si nada cambia ocupará la portería en El Arcángel ante el CD Tenerife por la famosa cláusula del miedo que tiene Carlos Abad por el equipo al que pertenece.

Alberto, que el pasado 23 de julio cumplió 22 años, se formó en varios clubes de Córdoba. Pasó por Apademar en infantiles y luego dio el salto, en edad cadete, al Don Bosco, aunque su etapa juvenil la cerró en el Figueroa, en los años del club en la Liga Nacional. El Ciudad de Lucena le reclutó en la temporada 2015-2016 y al contrario de lo que suele suceder en los porteros jóvenes ya ese año en Primera Andaluza jugó casi 20 partidos.

En la temporada siguiente, en la que el club lucentino lograría dar el salto a la Tercera División desde la División de Honor Sénior, el jugador fue el meta titular del equipo, generando elogios entre compañeros, cuerpo técnico y afición. Por eso se vio como un paso natural la llegada al Córdoba para jugar en el filial de Segunda B, aunque es cierto que las buenas condiciones de Marcos Lavín, le hicieron estar a la sombra del madrileño buena parte de la temporada.

A Marcos Lavín aún le resta al menos una semana de recuperación de su antebrazo, aunque el resto del físico esté bien

Con todo, disputó 8 encuentros en la categoría -siete consecutivos entre las jornadas 27 a la 33, con victorias por ejemplo ante Murcia, Linense o Écija entre ellas-, donde demostró algunas de las condiciones que algunos chicos que jugaron con él en el fútbol base veían: mucha tranquilidad, incluso excesiva, buena estatura con vistas a dominar el juego aéreo y adecuados reflejos en el uno contra uno pese a aquélla. El trabajo en el día a día con el Córdoba le ha hecho dar un salto importante, aunque debe mejorar aún en las salidas y en el juego con los pies, tan necesario para los porteros modernos.

Ahora Alberto, convocado todas estas semanas por la sanción primero y lesión después de Lavín, al que le queda una semana, tendrá su gran ocasión de demostrar que puede ser un portero para el futuro, algo que no pudieron cumplir otros metas del filial en el pasado que soñaron con ello, como el ahora su entrenador de porteros, Sebas Moyano, y más recientemente Antonio Sillero o Marc Vito. Pese a ello, la realidad es que a priori, y cuando Lavín esté listo tras su problema en la muñeca, lo natural sería actuar cada domingo en el filial para terminar de hacerse como guardameta, algo que ya hizo en su único encuentro oficial hasta ahora, el del debut del B en Tercera ante Los Barrios (2-0).

Sandoval departiendo con Alberto González en presencia de Carlos Abad y el otro chaval, Llamas 

 

Seguir a

Inicie sesión o regístrese para comentar
OPINIÓN
David Jurado
1
Manuel Cobos Balaverde
Manuel Cobos
0
julia lopez
Julia López
0
Juande Benítez
0

© 2014 Cordobadeporte Aviso legal. Política de privacidad