icono de futbol
Córdoba CF
La sustitución de Piovaccari en Mallorca entraña una decisión difícil para el entrenador, donde lo fácil y seguramente lo más justo sería tirar de Jovanovic, aunque eso mermaría la escasa confianza ahora mismo de Érik y Andrés Martín
Érik Expósito tras el gol en propia puerta de Bruno en el partido ante el Getafe. Autor: Paco Jiménez
R. Fernández
07/11/18 11:17

El dilema de Sandoval: 'matar' a las alternativas o no premiar al salvador

Los entrenadores comentan siempre que tener que elegir entre varias opciones es un bendito problema, porque el real es no encontrar alternativas reales para cubrir un hueco, porque haya bajas o porque los que puedan entrar no estén al nivel. Pero a veces esas decisiones son realmente difíciles si se piensa no sólo a corto plazo, sino en lo que puede derivarse de ellas para el futuro.

El Córdoba tendrá en Mallorca la ausencia de Piovaccari tras su evitable expulsión ante el Extremadura, y la pregunta es a quien elegirá José Ramón Sandoval para ello. En teoría habría pocas dudas tras la fulgurante irrupción desde el banquillo de Jovanovic el pasado sábado. El serbio hizo dos goles y dio otro, salvando una situación de (in)calculables consecuencias para el equipo y para el propio entrenador. Cómo pensar en que el extremo reconvertido no encuentre un sitio en el once.

Sin embargo, y dando por hecho que el muy buen estado de forma de los dos hombres de los costados, De las Cuevas y Jaime Romero, impiden que el serbio entre ahí, su ubicación como punta, a lo falso 9, sería un golpe moral para los delanteros natos del equipo, Érik Expósito y Andrés Martín. Qué pensarían si no juegan, ninguno de los dos, cuando falta el que está siendo titular.

Para el canario sería especialmente duro, visto que lleva cinco partidos seguidos sin jugar en liga, en cuatro de los cuales ni siquiera fue convocado.  Sólo suma 169 minutos, más los que ha tenido en Copa, 73 en Elche y 64 contra el Getafe. Aunque lo cierto es que es uno de los pocos jugadores de la plantilla que no ha brillado prácticamente en ningún partido de los que ha jugado, pese a que no se pueda negar su esfuerzo a veces en condiciones difíciles. Pero era uno de los refuerzos importantes y hay que exigirle en consonancia.

Mientras, para Andrés Martín tampoco sería un trago fácil, porque, a diferencia de Érik, el canterano, que ha jugado 144 minutos en liga, más 74 ante el Nástic y 17 en Elche, sí ha aportado ya un par de tantos y además importantes -el que abría la victoria copera ante los tarraconenses y el que salvó un punto ante el Dépor-. El chico se quedó sin jugar el sábado cuando, expulsado Piovaccari, su entrada hubiera parecido lógica. Y viniendo de no participar tampoco en Copa.

Con esos condicionantes, aunando el corto y el medio plazo por si llegara alguna ausencia más prolongada de Piovaccari por ejemplo, y sin dejar de atender otros aspectos como el rival que habrá enfrente y qué tipo de partido puede darse, Sandoval deberá resolver el dilema a lo largo de esta semana. Si es que no lo tiene claro ya en su cabeza.

 

Seguir a

Comentarios

Burguete Onega ...
No creo que Sandoval tenga dudas al respecto, lo lógico sería alinear a Jovanovic. Hay que aprovechar su momento dulce y su rapidez ante los lentos centrales del Mallorca, un equipo un poco temerario, que ataca con todo, con lo que enviando balones a las espaldas de aquéllos, el serbio podría hacer estragos en la defensa balear...Queda mucha liga por delante, ya habrá oportunidades para Erik y Andrés.
Inicie sesión o regístrese para comentar

© 2014 Cordobadeporte Aviso legal. Política de privacidad