Opinión

Un entretenimiento
12/04/18 · Manuel Cobos

El pasado domingo en el Mercedes Benz Superdomme de Nueva Orleans tuvo lugar la 34ª edición de Wrestlemania, el evento por excelencia del wrestling americano, conocido en España como Pressing Catch en honor al ya mítico programa sobre ello que popularizó Telecinco allá por los años 90. Deporte para unos, mero show cómico para otros, la lucha libre americana es para el que le escribe desde niño un simpático entretenimiento, como bien reflejan sus siglas WWE (World Wrestling Entertainment).

En mi opinión no puede ser considerado deporte, porque los resultados no dependen en exclusiva de los contrincantes sino que son marcados por una dirección externa, que previamente maneja cómo y quién no debe ganar cada combate, pero sí requiere que sus participantes sean atletas para poder desempeñar las peleas que en él se producen.

Desde sus inicios en transmisión en España fui seguidor de un tema que merece un respeto para los americanos comparable en cierta medida al que aquí tienen los toros. Conocido el concepto que tienen los estadounidenses del entretenimiento, creo que tiene su aquél y ya se ha visto con NBA, NHL, NFL y beisbol cómo sacan provecho y diversión de cualquier evento y cómo lo exportan al extranjero.

El porqué de que en España no termine de adquirir la notoriedad que ha adquirido en Reino Unido o Japón además de en USA se asocia a que nunca ha habido un luchador español de tronío, así como que las cadenas de TV que han tenido sus derechos no han sacado el partido al producto que merecería, con constantes cambios en horarios e incluso en los comentaristas. El único siempre reconocible fue el maestro Héctor del Mar, que desde luego siempre pondrá su toque a las narraciones de wrestling, pero al que su acompañante actual, Fernando Costilla, no aporta conocimientos técnicos como es natural en esa faceta.

Probablemente seguirá sin imponerse en España y crear tendencia, algo así como nuestro fútbol para ellos, que ellos conocen como soccer. O vete a saber, es posible que llegue un día en que con estos reyes del entretenimiento que son los americanos terminemos con americanizarnos realmente con esto también. Al fin y al cabo ya comemos hamburguesas de McDonald’s o somos seguidores de realities de formato Deluxe o similares, que muestran el cada vez más escaso sentido común de los habitantes de este país llamado España.

 

0

Últimas opiniones

14/07/18 10:38
28/06/18 14:01
09/06/18 10:51
29/05/18 10:29
16/05/18 20:03

© 2014 Cordobadeporte Aviso legal. Política de privacidad