icono de tenis de mesa
Tenis de mesa
El Cajasur se queda a pulgadas de las semifinales de la Ettu Cup tras ganar la vuelta al Sporting Clube de Portugal
Andre Silva, uno de los integrantes de la tripleta cajista
CD.com
08/02/19 23:32

El valor del tiempo (2-3)

Hoy mandan los datos y éstos dicen sin margen de error que el Cajasur Priego se ha quedado en los cuartos de final de la edición 18-19 de la ETTU Cup. Y, obviamente, duele. Duele porque la derrota no es plato de buen gusto y menos aún si se atiende a que el desenlace de la eliminatoria ante el Sporting Clube podía haber sido distinto. De hecho, el marcador del partido de vuelta se saldó con victoria para los prieguenses, quienes además han ganado más sets en el global del cruce (18 por 17 de los lisboetas). Por desgracia, cuenta el 5-4 que dejó establecido el 2-3 en la capital portuguesa.

Por ello, al representativo de la Subbética sólo le queda rumiar ese dolor de no haber escrito otra página para la historia y pensar en lo que puede venir. Porque defiende un título de Liga desde la primera posición y varios partidos sin disputar (concretamente tres), así como porque dentro de un mes debe afrontar la disputa de la Copa del Rey en Guadalajara. Por lo tanto, no hay tiempo para el lamento y, curiosamente, ese mismo tiempo servirá para poner en valor la campaña realizada en la competición continental.

Luis Calvo, de salida, varió las fichas que estaban previstas. Apostó por dejar a Carlos Machado en el punto intermedio y darle la responsabilidad de abrir el partido a André Silva. Por su parte, el Sporting repitió las cartas que ya utilizó en el partido de ida disputado en el Centro de Tecnificación de Priego. El primer punto iba a marcar la suerte de la eliminatoria. Si ganaban los verdiblancos, quedaban a un paso de la clasificación y forzaban al Cajasur a la perfección. Y eso fue lo que ocurrió con el 3-0 que endosó Quadri a Silva. El nigeriano, una vez más, no tuvo piedad de los intereses del representativo de la Subbética, anotándose su tercer punto de tres posibles en la eliminatoria.

A partir de entonces, el Cajasur jugaba al límite. Pero ese tipo de peripecias también le gustan y Qiyao Han lo demostró. El oriental sacó lo mejor de su juego ofensivo de zurda para llevarse el partido ante Abidoun. Sin fallos, como lo requería la ocasión. Un 0-3 que, además, suponía garantizar que en el caso de cerrar el marcador por 1-3 en el partido, habría pase de ronda por el número de sets a favor.

Carvalho decide

Con esos condicionantes, Carlos Machado encaraba el partido ante Carvalho. Obviamente, no era el primer partido que jugaban entre ellos a lo largo de sus carreras. Y la gran interrogante pasaba en saber si el número 1 de España sería capaz de neutralizar la derecha del luso. El pleito comenzó bien para Carlos, quien se llevó la primera manga. Y estuvo muy cerca de hacerse con la segunda. Pero, cuando en el marcador rezaba un 9-6 el duelo cambió a favor de Carvalho. Sus derechas fueron certeras y terminó remontando para asegurar al Sporting el billete a las semifinales de la ETTU Cup. Paradójicamente, un jugador del Cajasur en España es quien lo deja fuera de Europa.

El partido tenía que cerrarse y el Cajasur sacó a relucir su orgullo, su carácter indómito. Y Qiyao Han, que apunta unas maneras excelentes, tenía la intención de dejar su sello particular ante un rival como Aruna Quadri. Y lo demostró. Sin ningún tipo de complejo, el chino dominó al nigeriano y se llevó el punto por 1-3.

Con el 2-2, entraban en liza André Silva y Abidoun, que en ambos casos habían perdido su punto en el arranque del encuentro y querían acabar con buenas sensaciones. Y todas le correspondieron al portugués del Cajasur, quien se llevó el partido por 1-3 y dio una victoria que con el tiempo sabrá mejor, aunque hoy hasta duela.

 

Seguir a

Inicie sesión o regístrese para comentar

© 2014 Cordobadeporte Aviso legal. Política de privacidad