Jesús Cambil, otro fichaje para el Córdoba B de Diego Delgado

El mediocentro, que militó en los últimos años en la cantera del Granada, se pondrá el lunes a las ordenes del técnico, que espera una alegría en Lebrija pese a que "ya teníamos claro que el primer mes y medio o dos meses serían complicados"

Jesús Cambil feliz tras su fichaje. Foto: Córdoba CF

Otro viernes con novedades en cuanto a incorporaciones se refiere en el Córdoba B. Si la pasada semana fueron noticia los fichajes de Jordi y Agostinho, de los cuales uno ya debutó contra el Xerez CD y el otro sigue sin estar a día de hoy inscrito en la Federación Andaluza, hoy lo es el de Jesús Cambil, un mediocentro llegado de la cantera del Granada.

El jugador, de 20 años, se formó inicialmente en el Maracena y acabó su etapa juvenil entre Santa Fe y Granada, para luego jugar la anterior campaña en el Recreativo, filial nazarí de Segunda B, y el Huétor Vega, equipo asociado como un segundo filial en el Grupo IX de Tercera.

El refuerzo fue oficializado un par de horas después de la comparecencia de Diego Delgado, que no quiso dar el nombre del jugador, pero sí se congratuló de que “hoy hemos incorporado a un jugador más”, aunque en realidad “estará ya integrado con nosotros a partir del lunes”.

Todo efectivo viene bien a un equipo al que le está faltando según su técnico un punto de madurez en las primeras jornadas. “Sí, y eso le dije a ellos. Ya en Utrera, pese a hacer muy buen partido, con un córner a favor en el 92 ganando 0-1, quisimos sacarlo para meter el segundo. Y este pasado domingo, tras ponernos por delante, no hubo nadie que hablara para quedarnos juntitos y esperarlos para poder usar la contra y matarlos. No es ya un jugador, es el concepto del equipo en sí. Es muy joven y le falta la experiencia de saber leer el partido. Pero eso también se entrena y es labor nuestra. Esta semana hemos trabajado algunas situaciones reales de partido y con el tiempo lo van a aprender. En el momento que sepan que hay momentos para competir de una manera y otras de otra el equipo va a crecer, va a conseguir la primera victoria y va a tirar para arriba”.

Con todo, la realidad es que el filial ya podría haber conquistado esa primera victoria con los méritos que hizo, algo que mosquea más aún. “Tenemos un hándicap, que hemos empezado tarde. El primer mes y medio o dos meses iba a ser complicado, por la situación de que el primer equipo necesitaba muchos jugadores y hasta el último día no se cerró su plantilla. Hasta hoy estamos incorporando un jugador más. La pena es que sabiendo que había ese hándicap el equipo hizo tres buenos partidos. No merecimos perder ni de broma contra Los Barrios, ante el Utrera, que es el mejor equipo de la categoría fuimos mejores y tuvimos el partido ganado hasta el minuto 94 y el otro día haces buenos 60 o 70 minutos y nos vamos en diez minutos del partido. Te da coraje porque sabíamos desde dentro que el comienzo iba a ser muy complicado, que tendríamos que tener paciencia y que costaría arrancar, aunque te da alegría que se haya sabido competir y se hayan dado pasos más rápidos de lo que habíamos pensado”.

El Écija y los lesionados

A esa consolidación que busca Delgado ayudará la vuelta de varios jugadores lesionados, a los que no se ha considerado oportuno forzar tan al principio de la competición. “Andoni Tello no va a llegar, Fran tampoco y Víctor tampoco. A mediados de semana intentó entrenar con normalidad, pero ayer le molestó un poco. No queremos arriesgar, pasa igual que con Fran, que ya estuvo con el grupo. Y con Andoni pasa igual. Le dieron los resultados y va todo bien. Podríamos forzar si fuera una cosa especial, pero hacerlo en septiembre me parece una tontería porque puede recaer y tenerlo más tiempo fuera. No tenemos urgencia”.

Diego Delgado tomando notas contra el Xerez. Autor: Javier Olivar

Diego Delgado tomando notas contra el Xerez. Autor: Javier Olivar

Al menos, y pese a que sea una situación triste, lo cierto es que este año sólo serán dos las plazas de descenso, tras la resolución esta semana de la FAF sobre el Écija, y eso puede venir bien a final de temporada. “Viene bien, la verdad. Está claro que es una pena que un histórico como el Écija desaparezca, pero a la hora de descender sólo habrá dos equipos“, comentó. Pese a todo, Diego espera que no haya que acudir a ese factor. “En cuanto el equipo se asiente un poco y vuelvan esos jugadores que pueden darnos un punto más de veteranía, yo estoy convencido de que el equipo va a ir para arriba. Se va a hacer una buena temporada porque hay muy buenos jugadores, tanto que seguro que alguno va a debutar con el primer equipo, que es lo que queremos”.

Precisamente al preparador de Villa del Río se le preguntó por ese partidillo frente al primer equipo del pasado martes. “El B está al servicio del primer equipo. Fue cosa de Enrique y creo que es muy buena idea. Cuando yo jugaba en el Córdoba B pasaba casi todas las semanas y es bueno para todos: para los del B, para competir contra el primer equipo, y para el primer equipo porque había jugadores nuevos y el entrenador los ha podido ver en una situación casi real de juego. La experiencia fue muy positiva. Los jugadores estaban ilusionados por jugar en El Arcángel y lo disfrutaron, y nosotros desde fuera igual. Ojalá se repita, aunque depende del mister, que es el que manda”.

Deja un comentario