Paco Bustos salió de la UCI para subir a planta del Reina Sofía

El entrenador del Ángel Ximénez acumula diez días en el Hospital afectado por el COVIO-19, pero ve más cerca su alta en una semana en la que el equipo de Puente Genil debería jugar dos partidos en el Alcalde Miguel Salas ante Huesca y Nava

Paco Bustos cuenta las horas para volver a sentarse en el banquillo del Alcalde Miguel Salas.

Paco Bustos cuenta las horas para volver a sentarse en el banquillo del Alcalde Miguel Salas.

Tras su periplo por el norte de España, el Ángel Ximénez afronta una nueva semana con, en principio, un doble partido en Puente Genil, ante el Bada Huesca y el Viveros Herol BM Nava, pero sobre todo con la buena nueva de que su técnico, Paco Bustos, abandonó la UCI del Hospital Reina Sofía para pasar a plata tras acumular ya diez días hospitalizado desde que diera positivo por COVID-19.

La noticia saltaba allá por el 8 de octubre, cuando el club suspendía los entrenamientos por un posible positivo que se confirmaba oficialmente dos días después. El coronavirus afectaba a un jugador, pero fue una semana después, el jueves 15, cuando empezaba la particular pesadilla para el preparador cordobés, que tuvo que ser hospitalizado tras confirmarse como el segundo positivo del plantel.

Dos días después, justo cuando sus pupilos regresaban a los entrenamientos, empezó la auténtica batalla del bueno de Paco con el conocido ‘bicho’, que se ensañó con el técnico cordobés hasta el pasado miércoles, cuando empezó a remitirle la fiebre. A buen seguro el triunfo que le dedicaron sus jugadores desde el pabellón Anaitasuna de Pamplona supuso un plus, que ahora viene a confirmarse después de que haya podido abandonar la unidad de cuidados intensivos para empezar a ver la luz al final del túnel.

Con todo, es pronto para pensar en el alta médica y que pudiera dirigir alguno de los partidos de esta semana, ya que incluso el choque ante los segovianos de La Nava aún está en el alero. De entrada, los pontanos recibirán en el Alcalde Miguel Salas, en su regreso a casa, al Bada Huesca, para así recuperar justo el primero de los partidos que hubo que suspender antes de los positivos por coronavirus.

Los oscenses ocupan la octava posición, justo por detrás del Ximénez, aunque con tres puntos menos y sólo cinco partidos disputados, el último de ellos saldado con victoria ante Benidorm el pasado miércoles. El encuentro aún no tiene la hora confirmada, tras fijarse inicialmente las 20:45.

Parados desde hace semanas

Por su parte, el conjunto de la provincia de Segovia no juega desde la primera semana de octubre, y cuenta igualmente con cuatro puntos en la clasificación. En concreto el 9 de octubre se detectaron varios positivos en su plantilla, hasta el punto que hasta el pasado viernes no regresaron a los entrenamientos, eso sí, sin sus dos porteros, Yeray Lamariano y Patotski, de ahí que Comité de Competición aún no haya confirmado la celebración del encuentro. En principio, está fijado por la Asobal y la Federación para el sábado 31 de octubre a las 19:00 horas.

Sea como fuere, la Legión Pontana está lista para animar a los suyos después de que su entrenador haya ganado su primera batalla al coronavirus, para acercar su vuelta a las pistas y apuntarse la victoria más importante de su vida fuera de las canchas.

Loading...

Deja un comentario