El caminar en el alambre y sin red del Cajasur sigue ante Alcobendas

Nuevamente sin margen de error, el equipo de Jesús Escribano afronta un partido vital en casa mirando de reojo lo que haga su rival Alarcos

La defensa granate trabajando ante el ataque rival. Foto: CBM

La defensa granate trabajando ante el ataque rival. Foto: CBM

El bucle en el que lleva viviendo el Cajasur CBM durante esta fase de permanencia en la División de Honor Plata le lleva a afrontar otro partido crucial en sus aspiraciones. Tras no poder sacar nada positivo en la pista del Villa de Aranda, los granates necesitan sumar los dos puntos en casa (Fátima, sábado, 19:00 horas) ante el líder del grupo, el Balonmano Alcobendas, para afrontar con garantías de salvación las dos últimas jornadas. Ello aún siendo conscientes de que en estos momentos el equipo no depende de sí mismo ya para permanecer en la categoría.

La situación es casi límite para el Cajasur CBM, porque a falta de tres jornadas sigue ocupando la primera posición que supone la pérdida de la categoría, y, especialmente, porque el abanico de rivales para evitar el descenso se ha visto reducido. Con seis puntos por jugarse, Sant Quirze está casi fuera del alcance granate, a cinco puntos, y Zamora le aventaja en tres, aunque tiene que visitar Fátima la última jornada. Todo parece destinado a una lucha a muerte con el Alarcos, equipo que marca la salvación con los mismos puntos que el Cajasur, pero con el valioso gol average particular ganado.

Es por ello que la ‘mini-liga’ del Cajasur se centra en sumar un punto más que el cuadro alarquista, que recibe esta semana a un virtualmente descendido Balonmano Soria. El partido ante el Alcobendas cobra valor de final y el técnico Jesús Escribano es consciente de ello. “Una derrota prácticamente nos deja abocados al descenso”, admite. “Es una de las tres finales que nos quedan y además ya no podemos permitirnos ceder ningún punto, ni en casa ni en Pontevedra”.

El camino hacia el triunfo

Complicada será la tarea de superar al líder del grupo por la permanencia, un Alcobendas que ha ganado sus siete encuentros disputados en esta fase. Las claves para el técnico granate deben estar en “parar su contraataque y saque rápido, y para ello hay que estar certeros en ataque, no perder balones ni conceder lanzamientos cómodos”. “En defensa necesitamos, básicamente, contundencia y cortar su velocidad en la circulación de balón”, finalizó.

 

Primera Nacional

Mientrras, en el Grupo F de la tercera categoría estatal, despedida y cierre para los representantes cordobeses. El ARS Naranjas de Palma del Río, que acabará séptimo pasa lo que pase con sus ya 33 puntos, acaba la liga en casa (El Pandero, sábado, 19:00 horas) ante el Caserío de Ciudad Real, que se juega la segunda plaza con el Grupo Egido Quental Balonmano Pinto.

Por su parte, el Espectáculos Doble A Wop Balonmano Pozoblanco, octavo hasta ahora con 30 unidades en su zurrón, ha de viajar al Centro Deportivo El Paraguas para medirse (sábado, 19:00 horas) al Helvetia Balonmano Prointegrada. Los de Triana están cuartos clasificados con 40.

Etiquetas

Alcobendas | ARS Palma del Río | Balonmano | Balonmano Pozoblanco | Caserío de Ciudad Real | Córdoba de Balonmano | División de Honor Plata | Fase de Permanencia | Primera Nacional | Triana |

Deja una respuesta