El Córdoba perdió 1,8 millones el año del descenso a Segunda B

Ese déficit, y no aquel ya ridículo superávit de 139.000 euros inicial anunciado en mayo de 2019 y luego incluso engordado por la venta de Andrés, es el oficial en las cuentas de la última temporada completa con Jesús León, pese a los traspasos de Sergi Guardiola y Andrés Martín entre otros

La información financiera ofrecida este lunes por los administradores judiciales del Córdoba, y que se someterá a aprobación de los accionistas en Junta General el 26 de agosto, refleja como resultado final del ejercicio 2018-19, el que tocaba analizar hace meses, un déficit de 1.814.000 euros. Es decir, que en el ejercicio del descenso del equipo a Segunda B, y pese a los traspasos de los delanteros Sergi Guardiola y Andrés Martín, entre otros, hubo pérdidas y no superávit.

Poniéndonos en antecedentes, hay que recordar que en el tramo final de esa campaña, Jesús León, presidente de la entidad entonces, anunciaba, ya con el equipo descendido, que el club iba a registrar una ganancia de 139.000 euros, una cantidad ridícula con tantos traspasos realizados. Los enormes gastos de esa campaña, desproporcionados, habían compensado esos ingresos. Luego incluso se habló de 2,5 millones de superávit tras la venta de Andrés, aunque fue en un momento en el que se llegó a hablar de “deuda cero”, algo absurdo y más cuando tiempo después se admitía un agujero de 4,9 millones.

Tras el arduo trabajo de los administradores judiciales, Francisco Estepa y Javier Bernabéu, intentando poner orden entre la documentación del club, se ha establecido como balance final unas pérdidas de casi 2 millones de euros, que tendrán que incluirse en la habitual categoría de resultados negativos de ejercicios anteriores. Hay que recordar que en la temporada inmediatamente anterior, la 2017-18, el Córdoba perdió 4,2 millones de euros -una cifra que ahora se ha recalculado hasta los 4,09 por cierto-, lo que llevó a la SAD a entrar en causa de disolución.

El Córdoba ingresó oficialmente esa temporada 6.559.000 por televisión, 1.642.000 por abonados, 1.116.000 por publicidad, 474.000 euros por competiciones y 291.000 por comercialización, aunque la gran partida fueron la de traspasos, hasta 9.230.000 euros, aunque en realidad hubo pérdidas ligadas a ellos de 2.455.000, por lo que el saldo a ese respecto fue por tanto de 6,8 millones aproximadamente.

En cuanto a los gastos, la plantilla, en total, entre los inscribibles en la LFP y los del filial, se fue a los 6.476.000 euros, con 1.953.000 de inversión en personal no deportivo. Casi tanto se fue en “Otros gastos de explotación”, con 5.974.000 euros (4.080.000 euros en servicios exteriores). Una cifra parecida a la partida “Pérdidas procedentes del inmovilizado y gastos excepcionales”, que se fue a 4.169.000 euros.

El recálculo de las pérdidas de la 2017-18

Por cierto que el ligero cambio de las pérdidas de la temporada 2017-18 fue porque hubo facturas de abono correspondientes a servicios de mantenimiento por parte de empresas vinculadas que no fueron prestados. 84.000 euros fueron a Mencía Projects SL, vinculada a un familiar de Jesús León, 76.300 a Tecnoglobal Aplicaciones SL y 14.300 a Arquitectura Pasional SL. Por eso, y tras reconocer en el otro sentido 29.500 a unas primas a personal no deportivo por resolución de la Comisión Mixta LFP-AFE, se pasa de los 4,2 millones conocidos a 4,09.

Etiquetas

CCF | Córdoba CF | CórdobaCF | Cuentas Córdoba CF | déficit | descenso | home9 | Jesús León |

Deja un comentario