El Córdoba y su stage en Baréin

La valoración de los amistosos y la estancia de los blanquiverdes en tierras del Golfo Pérsico, antes de afrontar el inicio de la segunda vuelta ante el Xerez Deportivo FC

Se acabó la mini-pretemporada invernal del Córdoba CF en Baréin, y se podría decir que hubo de todo, como en botica. Aspectos positivos, la mayoría, pero otros no tanto, como fueron las lesiones que pagó una limitada expedición blanquiverde, que tuvo un final nada serio para un club profesional. La experiencia en general, sobre todo por el entorno, será inolvidable para todos los integrantes del plantel, de hecho muchos no volverán a verse en una igual. Sobre todo por el nivel de su cuartel general establecido en Manama, al que se añadieron las instalaciones donde trabajaron. Eso sí, la despedida se vio salpicada con la aparición de dos futbolistas bareiníes vistiendo la blanquiverde que no fue nada normal. Sobre todo porque con anticipación el club solicitó al Al-Khalidiya su participación, pero no informó de ésta al cordobesismo antes del inicio del partido.

Una circunstancia que se puede quedar en anécdota, a la par que para otros puede llevar a calificar de pachanga los dos amistosos disputados. El balance final, una victoria y un empate, aunque el segundo partido ante el Al-Riffa no se puede decir que acabara jugando el Córdoba. Cada uno puede darle la importancia que considere, pero son las consecuencias que también deja estar bajo los designios de un capital extranjero. Se puede preguntar por Valencia u otros lares del fútbol español. En el haber, al menos está la abundancia económica y la paz social entre el cordobesismo. Y por cierto, esta particular gira por el desierto finalizó sin ninguna imagen pública del plantel o consejeros junto a la propiedad o el presidente bareiní, Abdulla Al-Zain. Alguna razón oculta habrá.

Etiquetas

Al Riffa | Baréin | CCF | CCFinBarain | Córdoba CF | CórdobaCF | Opinión | Segunda RFEF |

Deja una respuesta