“Teníamos un accidentado que se estaba desangrando y lo primero era parar la hemorragia”

En lo que esperan que sea "nuestra primera y última rueda de prensa en el Córdoba CF", los administradores judiciales, Francisco Estepa y Francisco Javier Bernabéu, desgranaron paso a paso cómo se llegó al procedimiento de subasta de la unidad productiva como plan B para mantener vivo al Córdoba, aclarando que "todas las partes tienen derecho a recurrir, pero el procedimiento judicial no se detiene"

Francisco Estepa y Francisco Javier Bernabéu ofrecieron este martes su esperada comparecencia pública, que esperan que sea “la primera y última rueda de prensa que demos como administradores judiciales del Córdoba CF”. Lo hicieron acompañados por Juan Ramón Cuadros, que se ofreció a colaborar desinteresadamente del proceso en el que se encuentra inmerso el Córdoba CF, y más de 40 minutos más tarde del horario previsto, ya que tuvieron previamente una reunión para dar toda la información primero a representantes del primer equipo, segundo equipo, Córdoba Femenino, personal de administración y el responsable de cantera, a cuyos trabajadores, pese a no tener contrato laboral, se les considera parte del club.

Estepa hizo una interesante síntesis de lo vivido en los apenas diez días que llevan nombrados como administradores judiciales y que han llevado al proceso de solicitud de concurso de acreedores con venta de unidad productiva. “El mismo sábado nada más ser nombrados nos fuimos para el estadio y empezamos a pedir información económica a la entidad, en lo que nos permitieron las circunstancias. El lunes pedimos informes a las entidades de las que dependían ingresos para la entidad y la situación de deuda del club. Y aunque era vox populi, se detectó ya que todos los ingresos ordinarios y extraordinarios de la entidad estaban agotados. No había previsiones de ingresos de fondos”.

Estepa dijo que entonces “recurrimos a la única vía extraordinaria de ingresos que quedaba, que el accionista mayoritario o cualquier interesado en la subsistencia de la entidad hiciera una inyección de liquidez importante”. Esto último era por Carlos González, “el titular de una garantía pignoraticia sobre el 98,7 por ciento del club”.

Les hicimos una propuesta para que inyectaran fondos a la entidad por la situación, les dimos todas las facilidades y les pedimos una cantidad inicial al menos para superar las contingencias graves que había, como que el convenio de acreedores, que estaba incumplido. Eso podía implicar la desaparición del club, porque las SAD si entran en fase de liquidación concursal pierden el derecho de competición. Y ambos no lo hicieron“, explicó. Aunque dejó claro que “no tenían obligación de hacerlo y de ayudar a la administración judicial”, era lo último “antes de tomar otras medidas”. “No hubo inyección de liquidez y nos indicaron que no se iba a realizar”, acabaron.

Francisco Estepa a su llegada a la sala de prensa de El Arcángel

Francisco Estepa a su llegada a la sala de prensa de El Arcángel

Entonces “contactó conmigo un señor que coincidió conmigo en el consejo de administración del Betis, Adrián Fernández Romero, que me indicó que tenía un grupo que tenía previsto hacer una oferta por el club, aunque le dije lo que desde ese miércoles hasta el domingo le he venido diciendo a toda la gente, que si tienen interés se fueran o a los accionistas o al juzgado, porque nosotros estamos designados para administrar la entidad”.

Poco después “nos informaron por correo electrónico de la presentación de una oferta de 3 millones de euros con consignación del cien por cien del precio y el mismo día la comisión de seguimiento del Concurso de Acreedores, a la vista de esa oferta de compra de la unidad productiva, nos dijo de la presentación de un escrito en el Juzgado Mercantil de que hay dinero para el íntegro cumplimiento del Concurso, lo que nos dio vía libre para solicitar el Concurso de Acreedores el mismo viernes por la tarde, porque era la única opción que vimos viable para garantizar la actividad del club”. Y ayer lunes “se dictaron las resoluciones judiciales del nuevo Concurso de la entidad y de iniciar la venta de la unidad productiva”.

Era el plan B

En otro momento, Estepa explicó que “había que hacer una hoja de ruta y un plan A y un plan B, porque si no salía el A el club desaparecía el 10 de diciembre, ya que se cumplía el tercer mes de impago de nóminas y conforme a la normativa deportiva, diez días después del tercer impago se inicia el procedimiento abreviado de resolución anticipada de contrato y tienen todos la carta de libertad”. “Si aquí hubiera habido una inyección de 2 millones de euros, no se solicita el Concurso de Acreedores. Se habría puesto al día con los jugadores, con entidades deportivas, con las administraciones públicas y habríamos salvado la bola de partido, para pasar al siguiente set. Pero el plan A no se cumplió”.

Según Estepa, no sólo había problemas sólo por la plantilla. “El problema no era el impago a los jugadores. Nosotros somos administradores puestos por un juzgado. Había una deuda gruesa con las Administraciones Públicas con providencia de embargo y un convenio de Concurso de Acreedores incumplido. Mañana un aficionado de otro equipo andaluz que tenga una deuda contra el Córdoba y que esté en el convenio podía ejecutar la liquidación. Y el artículo 101 párrafo 2º del Reglamento de la Federación dice que en una SAD como se acuerde el auto de liquidación concursal se le permite acabar la competición pero en la siguiente pierde el derecho a participar. El tiempo no era limitado, era ajustadísimo. Y a los jugadores no podíamos restringirles sus derechos ni exigirles que renuncien a los mismos”.

En este punto, Estepa puso un gran símil cuando se le preguntó si en su labor de recién nombrado administrador concursal habría opción de perseguir la recuperación del dinero que ha salido indebidamente de las arcas de la entidad. “En esta semana escasa, con el Concurso declarado ayer y el cargo recién aceptado, no me ha dado tiempo a plantearme eso. El ejemplo que nosotros hemos usado con todas las personas que nos hemos reunido desde que aceptamos el cargo es que ahora mismo teníamos a un accidentado que se estaba desangrando y lo primero era parar la hemorragia, luego realizar una intervención quirúrgica para salvar su vida y sólo en tercer lugar analizar por que había llegado así a Urgencias“.

Los administradores judiciales en sala de prensa. Autor: Paco Jiménez

Los administradores judiciales en sala de prensa. Autor: Paco Jiménez

Pero el letrado también respondió a la pregunta: “Me remito a lo que dice la Ley Concursal, que desde que declara el concurso de acreedores hay dos vías para ver qué causas han generado la situación de insolvencia. Hay un periodo de sospecha, en la que nos retrotraemos desde la declaración a años atrás y se analizan las operaciones que han podido ser perjudiciales para la entidad, porque se hayan hecho con ánimo de lucro, porque sean dudosas con las partes vinculadas… Y luego se abre la pieza de calificación del Concurso para ver si la insolvencia fue por la condición de mercado o hubo unos responsables, que distingue el concurso fortuito del concurso culpable. Si se dejara culpable se deben determinar las responsabilidades de las personas que caigan esa culpabilidad”. Una afirmación que parece apuntar tanto a la fase de Carlos González entonces con Ecco Documática, la empresa que compró el paquete mayoritario de acciones a Prasa, y que cuatro años después fue refundada en Azaveco, con la que pleitea en la actualidad con León, y a la del propio montoreño desde que entró en enero de 2018.

No le constan más ofertas

Además se le preguntó un asunto importante, si le constaban más ofertas presentadas por el club. “A día de hoy la única oferta presentada en el juzgado y con el dinero íntegramente consignado es la que publicasteis ayer en prensa y que hace de palanca para todos los procedimientos. Nosotros somos transparencia total y puertas abiertas. De hecho, sin perjuicio de que lo tiene toda Córdoba y parte de Andalucía, se va a publicar en la página web. Pero nosotros no nos queremos sentar con inversores, todo el que quiera que vaya al juzgado. Nosotros les damos información del procedimiento y de lo que les podamos ayudar, nada más. De hecho esta mañana decliné sentarme con un oferente porque debemos ser como la mujer del César, ser pura y parecerlo“.

Lo que está claro es que la creación de una futura nueva SAD con la venta de la unidad productiva dejará en una situación secundaria a la actual Sociedad Anónima Deportiva, por la que Carlos González y Jesús León pelean por su titularidad en los tribunales, de ahí que el segundo ya hayan anunciado su recurso a los dos autos. Pero ante esa realidad, que llegará, Estepa apuntó que “cito la ley de enjuiciamente civil y los recursos no tienen efectos suspensivos”. “Las resoluciones judiciales son ejecutivas desde que se dictan. Los recursos podrán seguir la tramitación que deban y acabarán como acabarán. Una resolución judicial no se suspende porque alguien lo pida. Tiene todo el derecho a recurrir y las puertas de los tribunales deben estar abiertas porque son el germen del estado de derecho, pero nada se va a paralizar”, dijo. “Con la ley de enjuiciamiento civil en la mano y en mi calidad de abogado entiendo que no lo paralizaría”.

Loading...

Comment List

  • Serlei 19 / 11 / 2019 Reply

    Desde antes que llegara el impresentable trincón, Carlos González, el Córdoba celebra las Navidades inmerso en un proceso de venta. Esperemos que el nuevo propietario no sea como el cateto de Montoro, que vino a llenarse los bolsillos a costa de la vida del Córdoba C.F.

  • GAUSS53 19 / 11 / 2019 Reply

    Ahora la deuda es mayor porque es la anterior mas la nueva. Que clase de gestion habran hecho para que no tenga parangon en el futbol regional nacional o mundial

Deja un comentario