La catástrofe que se le avecina al Córdoba

La opinión de David Jurado sobre la terrible situación del club blanquiverde abocado a la Segunda RFEF para caer a la cuarta categoría nacional como en la década de los ochenta

Vuelven los ochenta. Porque el Córdoba CF está cerca de escribir otra de esas trágicas páginas de su historia, como la que firmó en la década del Mundial del Naranjito deambulando por la Tercera División. Cuarenta años después un club bien distinto, bastante más profesionalizado aunque de poco o nada le sirvió, va camino de caer algo más allá del pozo del fútbol español, porque militar la próxima temporada en la Segunda RFEF será hacerlo en los sótanos o infiernos futbolísticos. Más bien en la nada del panorama de las capitales de provincia andaluzas. Donde lamen sus penas desde hace años en Jaén y Jerez.

El fracaso roza la hecatombe en sólo dos o tres semanas, y únicamente queda agarrarse a las matemáticas, las mismas que no acompañaron para evitar el desastre inicial que significó decir adiós a las aspiraciones blanquiverdes de ascender al fútbol profesional. Ahora, restan únicamente tres jornadas para estar a dos categorías del mismo, para verse inmerso con otros 89 equipos en el fútbol más que amateur. Para evitarlo, la solución tardía es destituir a Pablo Alfaro y colocar al técnico del filial, Germán Crespo.

Ayer los cordobesistas volvieron a defraudar contra otro filial, esta vez creando ocasiones, pero siendo incapaces de materializar alguno. El fútbol son goles, y esta temporada unas veces les faltó juego para hacerlos y otras meter las ocasiones. Por una u otra razón, en general no logró nada, y así se llega a una situación extrema. En diciembre de 2019 parecía que la fortuna sonreía al cordobesismo. Año y medio después la máxima tragedia deportiva llama a su puerta. Más abajo es difícil caer.

Etiquetas

Córdoba CF | home7 | La Cancha | Opinión | Segunda B | Segunda RFEF |

Deja un comentario