Un “Protocolo Reforzado” en las competiciones de la RFEF

Prevé mecanismos para tratar de prevenir la expansión de la pandemia y actuar ante las distintas situaciones que pudieran producirse, con los Delegados de Cumplimiento, los Responsables de Higiene y los Jefes Médicos de los que se habló inicialmente | Se creará un fondo co-financiado para los test

Luis Rubiales, con su mascarilla incorporada. Foto: El Español

Luis Rubiales, con su mascarilla incorporada. Foto: El Español

La RFEF también ha aprobado hoy una propuesta de “Protocolo Reforzado” de las competiciones oficiales de ámbito estatal de fútbol y fútbol sala de las que es titular en exclusiva, desde Segunda B hacia abajo en fútbol, desde Segunda en el femenino y todas las de futsal.

Según detalla el comunicado de la Federación, el conjunto de instituciones que forman parte del Grupo de Trabajo coordinado por el CSD, como este organismo, las Comunidades Autónomas, las Federaciones Deportivas Españolas, el Comité Olímpico y el Comité Paralímpico, aprobaron el jueves pasado un documento llamado “Covid-19. Protocolo de actuación para la vuelta de competiciones oficiales de ámbito estatal y carácter no profesional – Temporada 2020-2021”. En dicho Protocolo de mínimos se establecía que las Federaciones Deportivas Españolas presentarían al CSD bien un protocolo espejo del aprobado como criterios mínimos comunes o bien un Protocolo Reforzado.

La Federación ha optado por esta segunda opción y ha aprobado hoy mismo “y con la máxima celeridad que permite el calendario” el texto del Protocolo Reforzado para su consideración y validación, si procede, por parte del CSD en los próximos días“. El texto prevé, por un lado, un mecanismo de coordinación y asunción de responsabilidades compartidas para cuando las competiciones de ámbito estatal sean de gestión directa de la RFEF, en cuyo caso la supervisión le corresponderá; y, por otro, para cuando las competiciones de ámbito estatal sean gestionadas por delegación por las Federaciones Territoriales, una vía en la que éstas asumirán una parte de la supervisión del cumplimiento del protocolo reforzado.

Así, finalmente se deberán crear y nombrar los Delegados de Cumplimiento del Protocolo, los Responsables de Higiene y los Jefes Médicos en cada club y de la RFEF, según corresponda en cada caso, para la supervisión de todos los procedimientos previstos, como se habló en su momento. Se establecen reglas y procedimientos concretos y precisos para los entrenamientos durante la temporada, los desplazamientos y, en su caso, los alojamientos distintos del domicilio, junto a las instalaciones y espacios deportivos y los partidos de las competiciones oficiales de fútbol y fútbol sala. También las medidas para permitir y favorecer la presencia de los medios de comunicación, incluidas las TV, en los partidos, y la presencia limitada de público.

El Protocolo prevé todos los mecanismos necesarios de actuación para la detección, vigilancia y control del COVID-19 en las competiciones oficiales de fútbol y fútbol sala, y define las actuaciones que deben desarrollarse por cada uno de los agentes implicados en caso de un positivo durante el desarrollo de la competición. Igualmente, se prevén los mecanismos de regulación en las normas de competición para el supuesto de no finalización de la competición o finalización con dispar número de partidos entre unos equipos y otros.

El dinerito

Además de todo ello, desde Las Rozas se comprometen mediante este protocolo a crear un fondo de co-financiación de aquellas pruebas de control del virus que las administraciones públicas sanitarias y deportivas de ámbito estatal y autonómico aconsejen y definan. La RFEF se compromete a aportar una parte de los costes de dichas pruebas y también a facilitar la compra de las mismas a aquellos clubes que, decidiendo tener que hacerlas, tuvieran dificultades para acceder a las mismas.

Loading...

Deja un comentario