“No sé qué nos afecta tanto, si vernos por delante o qué, pero se nos van los puntos”

Koseky lamentó la historia repetida contra Peñíscola, cuando "en el vestuario este partido ya era una final" | "Esperemos que pronto la moneda caiga de cara y podamos sumar tres puntillos, que falta nos hace", deseó

Koseky posando junto a sus compañeros antes del duelo contra Peñíscola. Foto: Córdoba Futsal

Koseky posando junto a sus compañeros antes del duelo contra Peñíscola. Foto: Córdoba Futsal

Con cara de circunstancias valoró el prieguense Koseky lo vivido por el Patrimonio de la Humanidad contra Peñíscola. “Teníamos el resultado a favor y jugábamos en casa. Lo teníamos todo de cara, pero hemos entrado en una dinámica en la que se nos escapan los partidos. No sé qué nos afecta tanto, si el vernos por delante o qué nos pasa, pero se nos van los puntos. La sensación es que dejamos escapar dos que teníamos mucha confianza en conseguir”, admitió.

El equipo no pudo ganar y el peligro sigue acechando. “Si te digo que no miro la tabla te engañaría. La posición que tenemos es la de estar abajo, ojalá miráramos a otros objetivos, pero es lo que nos ha tocado vivir. Confiamos en el trabajo que estamos haciendo y esperemos aprender de estas situaciones y de estos partidos, que estamos pasando porque es la novedad este año. Esperemos que pronto la moneda caiga de cara y podamos sumar tres puntillos, que falta nos hace”.

Y el problema es que ahora tocan dos visitas casi imposibles. “Por eso habíamos hecho hincapié en este partido, porque somos conscientes de que ahora vienen dos salidas muy complicadas, a Murcia y Barcelona, canchas donde es muy difícil puntuar. Yo pensaba mucho en este partido, porque era de las ocasiones de sumar tres puntos. Ahora habrá que ir y competir como lo estamos haciendo, que eso es algo a favor del equipo, que todos los partidos se están compitiendo, e intentar sacar algo. Y si no esperar a la visita de Zaragoza, un partido muy similar a éste y donde tenemos la mira para estos tres puntos que tanto estamos necesitando. Y no vernos ahí abajo, donde no nos gustaría”.

Pero la realidad es que si ese partido está marcado en rojo, también lo estaba el de Peñíscola. “En el vestuario este partido ya era una final. Llevábamos dos semanas sin competir, con las miras en este partido. Era un día muy señalado. ¿Zaragoza? Hay dos partidos antes a los que no se les puede perder la cara. Hay que jugarlos, sabiendo las dificultades que tienen y que va a ser muy complicado. Luego llegará ese partido, donde habrá que intentar poner toda la carne en el asador para sacar los tres puntos. Nosotros vamos sin puntuar, o de uno en uno, y los de abajo no van a estar siempre sin hacerlo”.

Koseky admitió que el partido contra Valdepeñas fue muy duro dentro pero que estas dos semanas les permitieron rehacerse. “A mí me tocó vivirlo desde la grada, pero al bajar al vestuario aquello era desolador. Estamos viviendo situaciones muy difíciles, porque ves que compites y que no le pierdes la cara al partido, pero en los últimos minutos por un portero-jugador, o en las segundas partes por una circunstancia u otra, vemos cómo nos empatan y perdemos puntos. Si analizamos las visitas de Levante, Valdepeñas y Peñíscolas, son dos empates y una derrota en partidos con opciones de haberlos ganado. Esos puntos los vemos ahora y es que eran muy necesarios”.

“Al llegar el descanso estábamos muy animados, pensando en que podíamos cerrar el partido”, comentó el prieguense, pero “al final siempre hay un rival enfrente y es una categoría muy exigente, Peñíscola está en mitad de tabla, tranquilito, por el trabajo que está haciendo”. Con todo “jugando como estamos jugando y compitiendo como estamos compitiendo no siempre vamos a tener la mala suerte de que se escapen puntos”.

Por último, habló sobre qué hacer en las segundas partes para que no vuelva a pasar. “Ahora mismo no sabría decirte por qué. Parece una tónica que cuando nos ponemos con el marcador a favor echamos una marcha atrás o nos relajamos. Cuando lo tenemos en contra es verdad que sacamos ese espíritu y ese coraje, ese gen que tenemos para dar la vuelta al marcador. Creo que nos está tocando vivir otras sensaciones y otros puntos de vista dentro de los partidos. Espero que entre todos, cuerpo técnico y jugadores, demos con la clave para que no nos vuelva a pasar en partidos futuros”.

Loading...

Deja un comentario