‘Pichu’ Atienza: ”Siempre tuve ilusión por jugar en el Córdoba CF”

El central cordobés, asentado en Segunda A con el Numancia, admitió que ''el pasado verano hubo contactos con Berges, pero fue la única vez que se mostró interés'' | Ahora espera que el club blanquiverde ''haga un proyecto serio para subir, pero es complicado, sé lo difícil que es tras dos play-off frustrados con el Hércules'' | Le augura ''un año duro'', aunque ''es un club al que la gente querrá ir''

Pichu Atienza, al ataque

Pichu Atienza, al ataque

Si algún jugador cordobés conoce bien la Segunda B ese el Francisco Javier ‘Pichu’ Atienza. Desde la playa de Zahara de los Atunes atiende, como siempre, la llamada de Cordobadeporte.com sin importarle la categoría. A sus 29 años se encuentra asentado en la Segunda A gracias a la “gran oportunidad que me dio el Reus”, casualmente el club que esta temporada descendió en los despachos y cuya sombra se cernió sobre el Córdoba. El club catalán fue el que le rescató de la Segunda B, tras dos frustrados play off de ascenso con el Hércules, que en este 2019 volvió a morir en la orilla.

Atienza completó el curso pasado su primera temporada en el Numancia, un año “jodido, porque se hizo largo. Tuvimos unos últimos meses de sufrimiento en los que parecía que estábamos salvados, que era cuestión de dos partidos, pero no se ganaban y nos vimos metidos en un problema que no parecía que llegaría. Al final se cumplió el objetivo, pero sufriendo un poco más de la cuenta”.

Su entrenador fue Aritz López Garai, que salió ante el clamor popular porque “la gente no se ha sentido identificada con el juego del equipo, porque aquí otros años se ve otro fútbol. Artiz trajo un fútbol de toque, jugar con el portero, y eso no encajó. Él pidió la defensa de los jugadores y ahí empezó el tira y a flojas, pero no se fue justo con él”.

“Al Córdoba le auguro un año duro, como es la Segunda B, pero si hacen las cosas bien y se firma un buen entrenador”

Pero tocaba preguntarle por el Córdoba CF, que es de lo que se trata, un descenso que es “una pena, sobre todo por la afición que hay y ahora se ven en una categoría como Segunda B, muy dura para salir de ahí”.

De manera que no dudó en afirmar que “al Córdoba le auguro un año duro, como es la Segunda B, pero si hacen las cosas bien y se firma un buen entrenador”. De esa forma espera que “ojalá vuelva la estabilidad y hagan un proyecto serio para subir, pero es complicado. Sé lo difícil que es tras dos play off de ascenso frustrados con el Hércules”.

Pichu Atienza posando en su etapa en el Reus en el que estuvo dos temporadas

Pichu Atienza posando en su etapa en el Reus en el que estuvo dos temporadas. Autor: Alfredo González

Atienza señaló que “el mejor ejemplo es el Mallorca, en un año subieron y ahí están ahora en Primera. Ellos fueron sobrados de Primeros en Segunda B”, pero no todos tienen la misma suerte. Por eso pidió “que hagan las cosas con sensatez y cordura”, al tiempo que mandó un mensaje al cordobesismo porque “la gente tiene que sumar desde fuera y debe haber apoyo”

Con todo el cordobés aseguró que al Córdoba “es un sitio al que la gente querrá ir a jugar”. Verano a verano siempre se le preguntó por esa posibilidad, la de vestir por primera vez la blanquiverde, pero apuntó que “esa pregunta no me la tenían que hacer a mí. Siempre tuve ilusión por jugar en el Córdoba CF, pero eso depende del director deportivo o del entrenador de turno. Mis agentes alguna vez tuvieron conversaciones por ofrecimientos, pero es cierto que el pasado verano hubo contactos, con Berges fue la única vez que mostró interés”.

Ahora el defensa sólo piensa en su cuarta temporada en la categoría de plata, ya que le queda un año más con el Numancia, “más un tercero opcional”, aunque bromeó al comenta que “en el fútbol cuando cumples los 30 vas cuesta abajo”.

Picbu Atienza protegiendo el balón ante la entrada de un jugador del Zaragoza.

Picbu Atienza protegiendo el balón ante la entrada de un jugador del Zaragoza. Autor: LFP

Por último se refirió a la caída del Reus, algo que “se veía venir”, aunque aseguró que no cuando él militaba en el club catalán. De cualquier forma “el cambio me vino en el momento idóneo. Fue una pena como acabó aquellos. En los últimos meses de mi temporada ya hubo dificultades de pagos, aunque nunca jamás nos podíamos imaginar que acabaría así”.

El Córdoba “debe tener estabilidad, la imagen dejada en los últimos meses debe quedar sólo en un momento”

Esa situación de inestabilidad económica “está claro que afecta, el hecho de que no te paguen al día, y que el día a día no sea serio…  Es lo primero que pregunta el futbolista cuando va a fichar por un club. Pasarlo mal es lo que nadie quiere”, de ahí que el Córdoba “debe tener estabilidad. La imagen dejada en los últimos meses debe quedar sólo en un momento”, concluyó un Pichu Atienza que seguirá en la categoría de plata.

Deja un comentario