”Vamos a Córdoba con ganas de traernos el primer punto”

Dani Aranda, que vivió cuatro años muy bonitos en el Córdoba Futsal, antes de lucir la blanquiverde, celebra la nueva explosión del fútbol sala en la ciudad: ''Que el año que viene suban, pero que éste sea Mengíbar''

Dani Aranda en un partido con el Mengíbar

LNFS

Una de las motivaciones que movió en su día a José García Román a montar su Córdoba Futsal era el mucho talento de Córdoba y provincia que había repartido por todo el territorio nacional y el extranjero. Y un caso curioso dentro de la historia del club es el de Dani Aranda, que militó en la entidad en sus inicios, pero que volvió a encaminar sus pasos fuera de Córdoba, primero en Ceuta y ahora en Mengíbar, por lo que volverá el sábado a Vista Alegre, a su tierra, pero con la camiseta rival.

Aranda, que comparte vestuario con el jugador de Doña Mencía Colacha, vivirá por tanto un duelo, una eliminatoria en realidad, inolvidable. “Sí puede que sea más especial que el caso el de mi gran amigo Colacha, aunque los dos somos cordobeses. Es cierto que yo he estado en ese club 4 años muy bonitos, donde conseguimos ascender rápidamente y donde di todo lo que tenía para conseguir que algún día sucediera esto y así será”, evoca. “Ahora voy a jugar pero como rival, pero esto son cosas del fútbol sala y si así lo ha querido por algo será. Así que a disfrutarlo y por supuesto que Mengíbar consiga el ascenso”, apunta.

El pívot espera “una final de play-off muy bonita e igualada, así que debemos disfrutarla todo el mundo”. La realidad es que “el año que viene un equipo andaluz más estará en la máxima categoría”, algo que en caso de ser Mengíbar también sería más que justo. “Es cierto que hemos realizado una temporada muy, muy buena, que nos ha permitido acabar en tercera posición en Segunda División, que no es fácil. Tenemos el factor cancha y sabemos que en casa somos muy fuertes, pero vamos a Córdoba con ganas de traernos el primer punto. Sabemos que será muy, muy complicado pero confío en los míos y vamos a intentarlo”.

Aranda se siente partícipe, por lo aportado en su día, de este renacer del fútbol sala en Córdoba, aunque ahora defienda sus intereses. “Para las personas que tanto hemos luchado por tener al equipo de tu ciudad en la máxima categoría pienso que es para algo celebrar todo lo que está pasando. Como dije antes, que lo disfruten y que el año que viene suban, pero que este año sea Mengíbar”, dijo con una sonrisa.

Lo personal

El jugador es sincero cuando se le pregunta por lo personal. “A mi temporada en general le doy un aprobado, porque el equipo ha estado muy bien y todos de alguna manera u otra hemos aportado. Por eso estamos donde estamos, así que contento”, expone. “Esta eliminatoria la afronto con muchas ganas e ilusión, porque va a ser muy bonito jugar contra el club de mi tierra. Es cierto que yo tengo que mirar por los míos y deseo con todas mis ganas conseguir en tan deseado ascenso”.

A Dani aún no le ha dado tiempo a imaginar un futuro, puesto que lo cierto es que para él o el club de su tierra o su entidad actual estarán en Primera el próximo año, algo que deja un poso de felicidad. “Sinceramente ahora mismo, como es normal, tengo en mi cabeza solamente la final del play-off. Hasta que no termine no tengo pensado mirar el futuro. Es cierto que me veo con fuerzas y ganas aún para disfrutar de mi pasión unos años más, pero aún no sé nada. Ya vendrán las vacaciones y mientras disfruto de toda mi familia, de mi pareja y de mis amigos pensaré y ya veremos qué pasa”, acabó.

Etiquetas

cordobeses por España | Dani Aranda | Mengíbar | play off | Vista Alegre |

Deja una respuesta