“Vamos a dar forma a un proyecto ambicioso con jugadoras espectaculares”

Manuel Fernández, entrenador del Pozoalbense, avanza que renovará un 50 por ciento del plantel y que habrá "unos diez fichajes", tras lograr una permanencia holgada | Autocrítico, indica que "quizás sea el año que más errores he podido tener, pero también el año que más he aprendido"

Manuel Fernández Peinado volverá a dirigir al Pozoalbense Femenino en la temporada 2020/2021. Y, como no suele ponerse límites en sus pretensiones, el entrenador ya anuncia que trabajará para dar un paso más y sin renunciar a un posible ascenso a la Liga Iberdrola, para estar con las mejores entidades del fútbol femenino nacional. Habrá cambios para esa campaña, en la que el club por ejemplo ha confiado en José Antonio Lara como director deportivo, un fichaje que llega avalado por el propio técnico.

Después de un cierre más que abrupto de la temporada, motivado por la crisis sanitaria del Covid-19, Fernández ya está diseñando la que será la nueva plantilla para abordar con las máximas garantías un proyecto futuro que catalogó de altos vuelos. “Tengo muchísima ilusión y vamos a dar forma a un proyecto ambicioso con jugadoras espectaculares”, indicó el entrenador que dejó claro que la base del conjunto pedrocheño tendrá continuidad. “La base va a continuar, un 50 por ciento aproximadamente, y luego pues se harán unos diez fichajes”, detalló.

De momento es pronto para ponerle nombre a esas jugadoras, pero el club ya trabaja para darle forma a una plantilla que también tendrá que aprender de los errores. Y es que a pesar de la buena clasificación en su primera aventura en categoría nacional hay margen para la autocrítica. “En los dieciséis años que llevo de entrenador quizás sea el año que más errores he podido tener, pero también el año que más he aprendido”, explicó Fernández, que matizó que “se han vivido cosas extrañas, pero con las cosas negativas y complicadas es con las que más se aprende”.

Se acuerda en ese análisis el entrenador de las lesiones que han mermado la capacidad de la plantilla, así como de la complejidad para completar convocatorias y de la adaptación y engranaje de un equipo con jugadoras de numerosas nacionalidades. “La primera vuelta fue de adaptación, y el mero hecho de tener jugadoras de seis nacionalidades dificulta ese proceso, algo que en la segunda vuelta se vio mejorado para acabar en clara línea ascendente. Estoy seguro de que podríamos haber acabado más arriba si la competición hubiera finalizado de manera natural”, apostilló.

Por ello, y a pesar de las dificultades, Fernández saca pecho recordando que “el resultado de la temporada es para estar súper orgulloso”, porque creo que “ni en mis mejores sueños pensé que íbamos a obtener un premio como el conseguido en la primera incursión en la segunda categoría nacional del fútbol femenino”. “Acabamos como el mejor equipo de la provincia, en la segunda vuelta hemos tenido un rendimiento ascendente y claramente al equipo hay que ponerle una matrícula de honor”, indicó.

El final de las competiciones, “lo más correcto”

Por último, el técnico también quiso analizar la cancelación de las competiciones, algo que “es lo más correcto” ante la situación que se vive en el país a nivel sanitario. Eso no quita que “todo sea un poco raro, pero es la decisión adoptada y no queda otra que asumirla”. Eso sí, al entrenador del Pozoalbense no se le pasa por la cabeza que la competición no vuelva con normalidad la próxima temporada y se muestra “muy optimista” para que se produzca. De momento, piensa en una vuelta al trabajo a finales de agosto.

Loading...

Deja un comentario