Cruz y cara en los primeros amistosos del Cajasur CBM

Los granates cayeron (21-19) en la pista del Trops Málaga, en duelo encuadrado en la Copa de Andalucía, pero también superaron al Caserío en Ciudad Real (21-25)

Un momento del duelo del Cajasur en Málaga. Foto: CBM

Un momento del duelo del Cajasur en Málaga. Foto: CBM

Cinco meses después el Cajasur Córdoba de Balonmano se reencontró con la pega, el balón y la pista en sus dos primeros amistosos de pretemporada. Con la lógica irregularidad en el juego típica de estas fechas, o incluso más por las circunstancias conocidas, de momento toca anotar una derrota (21-19) en la pista del Trops Málaga, equipo de la División de Honor Plata y que será uno de los rivales en el Grupo B durante la campaña, pero también una victoria (21-25) en Ciudad Real frente al Caserío de Primera Nacional, que aspira precisamente al ascenso de categoría.

En el primer amistoso, disputado en el Pabellón Fray Francisco Baños del colegio Los Olivos de Málaga, el Cajasur estuvo prácticamente siempre en el partido, de escasa anotación en el inicio (3-3, m. 12). El Trops logró una renta de dos tantos más adelante (7-5) que mantuvo hasta el intermedio del duelo (11-9).

El Cajasur arrancó anotando en la segunda parte, pero se encontró con una renta adversa luego de tres dianas (13-10). El equipo de Jesús Escribano, donde se entrenó y hasta con parada de un siete metros el meta juvenil José Pablo Jiménez, reaccionó en ese punto, pero luego fue claudicando entre su mejorable faceta ofensiva y la velocidad de su rival. La renta se fue incluso a los cinco tantos (20-15), aunque el orgullo del equipo maquilló algo el marcador definitivo (21-19).

Este viernes, en el colosal Quijote Arena, el desarrollo del duelo tuvo algo de similar en el inicio por la baja anotación (3-5, m. 15), aunque en ello tuvieron mucho que decir los guardametas -Fernando Torres en el caso cajista-. El cuadro de Fátima fue sumando tantos y al descanso se marchaba con una ventaja mínima en el electrónico (10-11).

En la reanudación, el Cajasur mantuvo un buen tono competitivo, a diferencia quizá de lo que le pasó el día anterior, y no dejó que el Caserío se le llegara a subir a las barbas. Tras entrar con renta de dos en los diez minutos finales (19-21), el equipo supo gestionar ese tramo final y termina ganando incluso con relativa comodidad (21-25).

Tras el pequeño descanso del fin de semana, el equipo empezará a preparar en la próxima semana su siguiente partido, que tendrá lugar el viernes 4 de septiembre en Fátima. Será un Cajasur-Antequera también perteneciente a la Copa de Andalucía.

Loading...

Deja un comentario