Diego Delgado: “Tengo que hacer de tripas corazón y centrarme en lo deportivo”

El técnico del Córdoba B revela lo mal que lo están pasando en el segundo equipo cordobesista: "La ilusión no se me ha quitado porque la tengo todavía, pero es verdad que cada semana te vas enterando de cosas diferentes y es muy complicada la situación dentro" | Y lo futbolístico no ayuda: "Estamos a noviembre y tenemos dos finales muy claras ahora"

Al mal tiempo, buena cara. Diego Delgado esta mañana en la sala de prensa

Al mal tiempo, buena cara. Diego Delgado esta mañana en la sala de prensa

El Córdoba CF está en una situación compleja, que afecta desde el equipo que se podría considerar estrella, el A, hasta las categorías base, noticia esta semana por la diáspora que han vivido buscando campos para entrenar al cortar Endesa la luz en la Ciudad Deportiva. Tal ha sido la situación que una empresa privada, PTV Córdoba, ha tenido que sufragar los gastos derivados del desplazamiento de primer equipo, Córdoba CF Femenino y los equipos de la cantera.

Por eso el técnico, Diego Delgado, dedicaba unas palabras a agradecer a PTV la “ayuda” prestada, porque “gracias a ellos y al esfuerzo que están haciendo las categorías inferiores van a poder todas competir”, aunque en su caso el B juega en casa el domingo. Son días de incertidumbre, porque al B se le presta menos atención a todos los niveles. “Sabemos que han entrado unos administradores ahora, que ha habido una nueva situación, pero no sabemos más. Sabemos que la situación es complicada, que ellos están intentando darle forma a esto, y que primero, suponemos, lo que están haciendo es ver la situación real del club. Nosotros dentro ahora mismo no tenemos más información”, acertaba a decir.

Delgado no oculta que lo está pasando mal a nivel personal y como gestor de grupos. “Yo llegué aquí con toda la ilusión del mundo, a un club en el que quería estar y en el que he estado muchas veces de jugador y de entrenador de categorías inferiores. Lo que quería era seguir creciendo como entrenador. La ilusión no se me ha quitado porque la tengo todavía, pero es verdad que cada semana te vas enterando de cosas diferentes y es muy, muy complicada la situación dentro. Pero los entrenadores somos los que peor lo tenemos, en el sentido de que nosotros tenemos que mirar por 22 o 23 futbolistas, como tengo yo, y tengo que hacer de tripas corazón y centrarme en lo deportivo”, argumentó.

El villarrense sabe además que si se distraen lo futbolístico puede ir aún peor de lo que ya va. “En la situación que estamos deportivamente nosotros no podemos tampoco ni mirar para otro lado ni pensar en otra cosa que sea lo deportivo”, expuso. “Es muy jodido y muy difícil porque, como te digo, todo va en contra en vez de a favor. Pero tenemos que ser capaces de salir deportivamente de ahí, y ojalá que lo otro se mejore. Lo otro no depende de nosotros, lo deportivo sí”, defendió.

Con todo, la presión puramente deportiva es grande. Son colistas, con 6 puntos de 39 sumados tan solo. La salvación, pese a todo, está a 5 puntos. “Fíjate a la altura que estamos, a noviembre, y tenemos dos finales ahora. Dos finales muy claras. Hay una final el domingo ante el Rota, porque la semana siguiente es la que toca contra el Écija, que sumamos tres puntos, y luego llega el Pozoblanco aquí. Son dos finales en casa que nos van a marcar, incluso luego el partido en Gerena. Es un mes que nos va a marcar todo. Si somos capaces de competir bien vamos a salir vivos en este mes, y si no, creo que se nos va a poner la cosa muy complicada, porque son rivales ante los que aquí en casa nos tenemos que hacer fuertes y sumar de tres en tres. Nos estamos jugando mucho”, finalizó.

Loading...

Deja un comentario