El salto de calidad y la agobiante necesidad

El Cajasur CBM visita a un rival directo, Bordils, en su siempre complicada cancha, mientras el ARS buscará el domingo un alivio al fin contra Zamora

Una imagen del partido del Cajasur ante el Alcobendas. Autor: Paco Jiménez

Una imagen del partido del Cajasur ante el Alcobendas. Autor: Paco Jiménez

Nueva oportunidad para dar un salto de calidad o para empezar a aliviar su situación este fin de semana en el transitar por la División de Honor Plata de Cajasur CBM y ARS Palma del Río. Los granates, décimos clasificados con tres victorias, tres derrotas y un partido pendiente por jugar, juegan en la caliente cancha del Handbol Bordils, mientras los palmeños, aún sin estrenar su casillero, se las ven en horario inhabitual, el domingo, contra el Zamora.

 

Bordils-Cajasur CBM (Pavelló Blanc y Verd, sábado, 17:00 horas)

Los jugadores granates rinden visita al rival que marca el límite del descenso, con tres puntos menos que los seis de los granates actualmente. Todo lo que suponga puntuar en la caliente pista catalana será un resultado muy valioso dada la complejidad de la empresa ante un rival muy necesitado.

El CBM afronta este duelo en tierras catalanas en circunstancias similares a las que afrontó el partido en Zarautz, es decir, tras una victoria reconfortante, esta vez ante el BM Alcobendas, y con la misma oportunidad de poner tierra de por medio respecto a un rival directo en el objetivo de la permanencia. Una victoria cordobesa significaría meter cinco puntos de diferencia sobre un Bordils que necesita remontar el vuelo y querrá hacerlo lo antes posible.

El técnico Escribano quiere volver a sumar dos puntos lejos de Fátima pero es consciente de que el rival supone una dura piedra de toque. En una valoración general del mismo señaló que “Bordils es un equipo que suele sufrir cambios en su plantilla de un año a otro, pero ha sabido mantener su seña de identidad, que no es otra que la intensidad de juego al amparo de su afición”. “Está muy bien entrenado por Pau Campos, destacando el trabajo colectivo, sin ser una plantilla excelsa en la que nadie sobresale”.

Preguntado sobre las principales armas que expondrá la escuadra catalana el sábado, el técnico granate apuntó que “tienen una defensa muy activa, intentando anticiparse y explotar los defectos del ataque rival para salir al contraataque”. Luego, “en ataque estático lo hacen sencillo, con un juego parecido al nuestro, sin procedimientos tácticos muy complejos pero con las ideas claras”. “Su central mueve bien al equipo, los extremos definen bien y el pivote es muy corpulento y sabe ganar perfectamente la posición”, añadió un Escribano que no quiso olvidarse del factor cancha: “Son muy correosos especialmente en su pabellón, que es pequeño, con la gente muy encima y al final los árbitros acaban notando algo la presión del público”.

En lo que respecta a su propio equipo y el estado en el que llegará a este encuentro, el entrenador cajista destacó y redundó en que “intentaremos darle continuidad al juego del sábado y a la intensidad y ganas”. “Tenemos que ponernos a la altura de su nivel, ellos en casa son muy animosos y nosotros debemos igualarlos en intensidad. Hay que ser activos en defensa para correr al contraataque con soltura, y luego en ataque estático ser más dinámicos que en los últimos partidos. El año pasado casi se nos caían los goles y ahora nos cuesta mucho trabajo superar el momento del lanzamiento”, apuntó.

 

ARS Palma del Río-Zamora (El Pandero, domingo, 12:00 horas)

Tras la derrota ante Sarrià, la séptima en otros tantos partidos, la escuadra palmeña vuelve a El Pandero “en un partido de los que gustan”, como dice el técnico Víctor Montesinos. “Recibimos a un viejo conocido como es Zamora y con la necesidad para ambas plantillas de puntuar. Para el ARS es el partido más importante de lo que llevamos de temporada y así es como lo afrontaremos”, expuso. El equipo es consciente de la importancia del partido y en realidad del mes que llega, “con tres partidos en casa que seguro que nos hará cambiar la dinámica del arranque”.

Zamora es “un rival con el que nos hemos enfrentado en muchos partidos y todos han sido igual de competidos e igualados”. “Se espera una fiesta en nuestra casa y queremos que todos ayudemos al equipo a dejar los puntos aquí”, expuso Montesinos. “Qué vamos a decir de Zamora, que es un rival muy correoso, con el que en todas estas temporadas hemos tenido partidos que se han decantado en minutos finales de infarto. Un aliciente más para alentar a todo aficionado al balonmano a que asista este domingo al Pandero.

Destaca el técnico en lo balonmanístico de Zamora “su bloque tan trabajado, con jugadores que se conocen a la perfección”. “Tienen una defensa 6:0 y 5:1 muy agresiva con un centro defensivo muy unido, destacando la figura del Internacional argentino Gastón Mouriño y Fernando en los mandos. Esta intensidad les hace poder correr en primera oleada a sus máximos artilleros, Cubillas por la izquierda y Ramiro por la derecha, que les hace ser un equipo peligroso en contraataques. En ataque es un equipo que se conoce a la perfección y trabajan muy bien las situaciones de desborde y una buena continuidad. Están notando la baja de su mejor jugador, Octavio Magadán, pero Iñaki le aporta templanza y veteranía a la dirección del equipo. El juego con su pivote es una de sus mayores armas, ahí el nombrado Mouriño es letal en la línea de seis metros. Dalmau les da un plus de lanzamiento desde fuera, y después tienen el desborde en uno contra uno de Guille, Raúl Maide y Jortos, aunque este último parece que causará baja por molestias en el partido anterior con Novás”, detalló.

Con esa “especial atención a Ramiro y Mouriño, sus máximos goleadores y donde centran mucho su juego ofensivo”, el cuadro zamorano “es una plantilla muy dura, donde todas sus acciones tanto ofensiva como defensiva las llevan al límite, nunca desaprovechan una y controlan muy bien los tiempos de partido para cometer los mínimos errores posibles”. “Tenemos que estar muy sólidos en las acometidas de 1×1 y 2×2 con pivote, ya que estas acciones son sus más repetidas. Hay que estar rápidos en el repliegue para no facilitarle goles fáciles. En ataque tenemos que tener mucha paciencia y no entrar en su juego físico, ellos son duros y nosotros debemos de ser listos”, detalló el preparador.

Montesinos, que por primera vez cuenta con toda su plantilla salvo el lesionado de larga duración Alberto Ruiz, cree que necesitan “estar convencidos y seguros en nuestras acciones para poder competir en un partido que seguramente será de defensas, como todos los que nos ha enfrentado”. “No hay que perder la calma y sí saber gestionar los minutos importantes. En un partido tan igualado al final estos momentos hacen que se decante de un lado u otro”, previó.

Deja un comentario