Jesús Escribano: “Nuestro objetivo es salvar el año de la mejor manera posible”

El técnico del Cajasur sabe que llegan al inicio de liga "con alguna duda" y un poco "faltos de competición", ya que "hemos preferido la seguridad sanitaria del equipo a hacer una puesta a punto más acorde", aunque pese a todas las circunstancias "tengo en mi corazoncito la idea de meternos entre los cinco mejores"

Jesús Escribano trabajando en Fátima con sus pupilos. Foto: CBM

Jesús Escribano trabajando en Fátima con sus pupilos. Foto: CBM

Este fin de semana, con derbi andaluz en Vista Alegre ante el Trops Málaga, arranca la temporada en la División de Honor Plata para el Cajasur Córdoba de Balonmano. Una competición partida en subgrupos, como tantas esta temporada, y con las dudas tanto en la preparación como en el desarrollo generadas por una pandemia del coronavirus que sigue sobrevolando amenazante.

Jesús Escribano, entrenador cajista, ha analizado para Cordobadeporte cómo se presenta una temporada a cuyo inicio su equipo llega, como reconoce, “con alguna duda”, porque “teníamos que haber jugado algún partido más que teníamos planificado, pero al final se suspendió con el tema de los test y demás”. “Hemos preferido la seguridad sanitaria del equipo a hacer una puesta a punto más acorde a una temporada normal”, detalló.

Además de llegar “un poco faltos de competición, lo que habrá que suplir con más ganas”, ha habido algún problema añadido, con tres nombres sobre la mesa, Domingo Luis y los chilenos Dani Ayala y Vicente González. “Con Domingo no pudimos contar porque se marchó a Huesca tras pagar la cláusula, y tuvimos noticias de esa circunstancia prácticamente el día antes de empezar la pretemporada. Y con los chilenos, por el problema de las restricciones de la entrada de ciudadanos chilenos a España, estamos a la espera del visado, que está haciendo que todo se retrase”, comentó el técnico. “Nos falta gente que en principio iba a ser importante, pero al margen de eso, el equipo ha trabajado muy bien durante el verano y está con las dudas típicas del inicio de competición pero con muchas ganas”.

Con respecto al pasado año ha habido también alguna baja importante, como Jorge Nazario o Filipe Martins. ¿Es este Cajasur mejor o peor que el del año pasado? “En comparación a la temporada pasada es distinto, porque contamos con Juanlu (Moyano). El año pasado empezó lesionado y lo ves ahora pensando en cuando jugó y ves que es un jugador que nos puede aportar muchas cosas, sobre todo lanzamiento exterior. Aunque a veces Aitor o Esteban prueban de lejos, no son jugadores de ese perfil. Juanlu en cambio en situaciones de defensas muy cerradas no tiene problemas en lanzar y conseguir goles. El año pasado nos limitaba mucho el no tener lanzamiento exterior, porque los equipos se nos cerraban en 6 metros y esperaban a que tiráramos precipitadamente o a que nos volviéramos locos”.

Otro cambio importante ha llegado en el pivote, donde “hemos sustituido a un jugador de mucha calidad como Filipe Martins por otro como Julio Morgado, que también es un excelente jugador y que se adapta más a nuestra forma de jugar, porque aguanta más la posición y va más al bloqueo”. “Filipe es muy bueno en los deslizamientos, pero por nuestro estilo necesitamos más que nos hagan espacios y poder ir al 2 contra 2 con el pivote aguantando la posición. Para este año hemos cambiado un poco la idea de juego, sin cambiar la esencia y en ese sentido la gente se está adaptando. Yo creo que no es ni mejor ni peor, sino distinto, porque además los jugadores básicos son muy parecidos. Hay un poco más de lanzamiento exterior y más presencia física en seis metros, pero esto habrá que ver cómo estamos en función de cómo están también nuestros rivales para ver si el equipo tiene un nivel superior al del año pasado o parecido”, reflexionó.

El sistema de competición

Mientras, otro aspecto importante es el sistema de competición. “Lo de hacer dos grupos estaba claro, una vez que se producen los ascensos sin descensos y que en Primera Nacional hay seis grupos y tenías que subir a los primeros. Si te vas a 20 equipos, lo de hacer una competición de todos contra todos, que sería lo ideal, es inviable económicamente. Quedaba descartado. Los grupos se han hecho por un doble criterio, de proximidad y de nivel, y al final los mejores han quedado encuadrados en nuestro grupo, aunque la División de Honor Plata es súper competida y quitando Torrelavega, Antequera, Novás y algún otro que están por encima del resto, para los demás dependerá del momento, las lesiones y circunstancias porque el nivel es tremendamente parejo”.

“ Los dos grupos más o menos son parecidos ”

Escribano prevé una competición en la que “va a ser tremendamente complicado ganar fuera y donde los equipos están muy bien trabajados”, algo que ya no sorprende. “Sabíamos que la categoría era muy complicada y yo veo que más o menos los grupos son parecidos, porque nos ha tocado Antequera y Torrelavega pero en el otro grupo el Barça B se ha reforzado y no es el equipo del año pasado y Novás ha hecho un equipazo. Habrá que ver al final qué grupo era mejor”.

Y en esa coyuntura, ¿cuál es el reto del Cajasur CBM? “El objetivo tiene que ser consolidar la categoría y salvar un año que en todos los sentidos va a ser muy complicado. Económicamente los sponsors tienen muchas dudas y nosotros ahora también tenemos la historia de la instalación, más el tema para todos del coronavirus. El objetivo es salvar el año de la mejor manera posible”, opina. Eso sí, es ambicioso. “Yo tengo en mi corazoncito la idea de meternos entre los cinco mejores del grupo para no pasar penurias ni ‘estreses’ de final de año, y a partir de ahí, con la tranquilidad y el trabajo hecho, intentar dar un susto a mucha gente. Pero la División de Honor Plata es una división tremendamente igualada y la diferencia entre estar peleando por el ascenso y salvar la categoría es mínima”.

Etiquetas

Balonmano | CajaSur Córdoba Balonmano | División de Honor Plata | home13 | Jesús Escribano |

Deja un comentario