Alfaro y su “primer 4-0 como entrenador”, con el Córdoba

El técnico blanquiverde apuntó que "hoy los futbolistas tienen cara de satisfacción por el deber cumplido, el plan del partido era éste y nos ha salido bien", pero apostilló que "hace diez días nadie era tan malo ni ahora tan bueno"

“Hoy tienen cara de satisfacción por el deber cumplido, el plan del partido era éste y nos ha salido bien”. Así resumía el partido del Córdoba contra el Ejido 2012 Pablo Alfaro, que, eso sí, quiso dejar claro que se dio “un pasito más.” porque “hace diez días nadie era tan malo ni ahora tan bueno”. Además, el técnico maño reconocía que “de entrenador no es habitual debutar en tu estadio con un 4-0, no estuvo mal, fue la primera vez que me pasa”, así que “me alegro mucho primero por mis jugadores, que necesitaban una tarde así, y luego por los 400, que hoy se van contentos a casa porque volvieron a sentir, hasta los goles suenan y los jugadores los sienten”.

Alfaro insistía en su análisis del choque sobre que “hemos hecho un partido bastante completo, con un 4-0 puede parecer que fue sencillo, pero El Ejido no es un rival con el que tengamos la diferencia final del marcador, sino que le hemos minimizado mucho”. Todo ello después de que “nos generaron alguna duda al principio, pero el resto de los 75 minutos fueron muy nuestros”, sobre todo “cuando los chicos vieron que el ritmo alto nos beneficiaba”. Así que “la intensidad tiene que ser elevada porque luego con el balón tenemos calidad”.

Pablo Alfaro dando instrucciones en la banda con Tito García Sanjuan en primer término.

Pablo Alfaro dando instrucciones en la banda con Tito García Sanjuan en primer término.

De manera que el preparador blanquiverde destacó que “el trabajo fue muy bueno y completo”. “En los diez días que llevo aquí la actitud y predisposición es muy buena, pero hoy ajustamos mejor la presión alta ante un rival con tres centrales, lo cual ya fue un síntoma de respeto, el cambiar el dibujo que no habían hecho hasta ahora. Al principio costó ajustar, pero cuando se dieron cuenta robamos arriba y tuvimos el balón y es lo que yo quiero, pero el rival no te lo regala”.

Tras el asueto llegaron los goles y con el cuarto “me han dicho en el banquillo que nos subía un puesto en la clasificación”, así que “nos vamos a ver ahí tres semanas y claro que nos refuerza”. “Queda un poco más de la mitad, pero mejor vernos ahí que por abajo”, bromeó.

Por ello Alfaro restó importancia al hecho de que la competición liguera pare ya hasta el 10 de enero, cuando se visitará al filial del Betis. “Bendita pena parar”, dijo, porque no en vano pese a la racha a su equipo le restan muchos ajustes, con los que seguirá trabajando de cara al partido de Copa del Rey ante el Albacete. “El miércoles queremos pasar, lo digo más claro que el agua, con un partido bonito y ante un rival de superior categoría”, avisó, para volver a referirse al largo parón liguero, aunque “lo que no se puede controlar lo dejamos correr”. “Tendremos tiempo para reajustar y reafirmarnos con fortalezas, aunque habrá errores porque nadie es perfecto”, admitió.

Nombres propios: Alberto del Moral, Moutinho y Luismi

Entre esas virtudes debe potenciarse el robo, una labor en la que viene siendo crucial desde el inicio de temporada Alberto del Moral, sobre el que Alfaro destacó que “es un chico que escucha”, para apostillar que “es una fortaleza que tenemos con la recuperación, como con Traoré, y el orden”. En su opinión es una posición “para sentirte poderoso, y ese triángulo de seguridad viene bien a todos, ya que luego por delante tenemos calidad”.

También se le preguntó por otro de los jóvenes del filial, un Luismi que volvió a tener minutos y que se llevó una bronca de Bernardo y el propio Alfaro. “No fue por fallar la ruleta, que me parece fantástico que la busque. Lo que no puede ser es hacerla y quedarte parado. Eso no está permitido, si no sale hay que buscar el balón, para ser un equipo valiente y solidario”, subrayó.

Moutinho sentado en el suelo tras notarse nuevas molestias en los isquiotibiales.

Moutinho sentado en el suelo tras notarse nuevas molestias en los isquiotibiales.

Para finalizar, se refirió a la lesión de Moutinho, al que todo parece indicar que sus isquiotibiales vuelven a pasarle factura. El centrocampista tuvo que pedir el cambio antes de la media hora de juego porque “ha notado algo”. El futbolista portugués de origen suizo le arrebató la titularidad a un Alain Oyarzun que fue el descarte final para confeccionar la convocatoria para “protegerlo”. “Tenía toda la disposición de estar con el equipo, pero no estaba bien físicamente y preferí no arriesgar y el equipo se mostró fuerte igualmente entrando otro compañero”, concluyó Alfaro.

Etiquetas

CCF | Córdoba CF | CórdobaCF | El Arcángel | El Ejido 2012 | Grupo IV | Pablo Alfaro | Segunda B | Vestuarios |

Deja un comentario