Sebas Moyano, con opción de salir cedido en los días que quedan de mercado

El jugador, que ya ha visto cómo se le escapaba una oferta del Badajoz por la indecisión del club, quiere tener minutos y se ha quedado fuera de las últimas convocatorias, incluso por detrás del chaval Fran Gómez

Sebas Moyano departiendo esta mañana con Javi Flores a la conclusión del entrenamiento.

Sebas Moyano departiendo esta mañana con Javi Flores a la conclusión del entrenamiento.

Las siete bajas que el Córdoba ha dado en este mercado invernal podrían no quedarse ahí, y no por esa presumible salida de Zelu para dejar sitio a Piovaccari. Uno de los sub23 del equipo, Sebas Moyano, cuenta con serias opciones de salir cedido en los días que quedan de mercado, y de hecho ya ha visto cómo se le escapaba una oferta, del Badajoz, por la indecisión del club.

La situación desde el punto de vista del futbolista es clara. Apenas ha jugado 195 minutos este año y no actúa en ningún partido desde los diez que tuvo en el último partido de 2019 contra el Marbella. En Huelva y Granada no jugó pese a ir convocado, pero es que contra Villarrubia y Murcia ni siquiera entró entre los 18, cuando por ejemplo sí lo hizo el juvenil Fran Gómez.

Sebas quiere jugar porque su futuro pasa por incorporarse al Lugo a partir de la temporada 2020-2021, ya que se da por hecho que el cuadro lucense ejecutará la opción de compra por 25.000 euros que tiene hasta el final de temporada -aunque ella sólo tiene validez si los gallegos se mantienen dentro del fútbol profesional, no en caso de descenso-. Desde su entorno se confia en que repita las sensaciones de su paso por el Valencia Mestalla de la pasada temporada y que pueda seguir su carrera con la flecha hacia arriba, como ahora suele decirse.

Cordobadeporte consultó sobre la posible salida de Sebas con fuentes del club, que confirmaron que el jugador tiene ofertas y puede marcharse en estos días, siempre que no influyan circunstancias de fuerza mayor, en relación por una doble vía por el Lugo: que hubiera algún problema con los derechos federativos o que el cuadro lucense no dé el ok por el tema del contrato suscrito entre las partes en su día. Sin embargo, el club sigue actuando con normalidad en el mercado y tiene cerrado el fichaje del lateral Iván Robles y muy avanzado el de Piovaccari, por lo que parece que también pueden darse salidas.

De hecho, días atrás estuvo muy avanzada la operación, que hubiera llevado a Sebas al Badajoz, equipo que actualmente está clasificado en zona de play-off de ascenso. Es decir, hubiera supuesto reforzar a un rival directo en la lucha por ascender a Segunda, algo sinceramente difícil de entender, por más que se pudiera incluir una ‘cláusula del miedo’ para que el jugador no pudiera actuar en lo que queda de temporada o en el futuro play-off contra el Córdoba. Los pacenses se hacían cargo del 70% de la ficha que le quedaba por percibir. Ahora han firmado en su lugar a Isma Cerro, cedido por el Sporting de Gijón.

Sebas Moyano ante la mirada del entrenador visitante Abel Gómez. Autor: Paco Jiménez

Sebas Moyano en uno de sus últimos partidos jugados con el Córdoba ante el Sanluqueño. Autor: Paco Jiménez

Habrá que ver si finalmente se concreta o no esta salida, que, dando por segura la de un jugador mayor de 23 años para dejar sitio a Pio, elevaria a nueve en total las producidas en enero. Incluso tampoco está descartada la marcha de Ángel Moreno, también con alguna propuesta para salir, por lo que podría alcanzarse la decena.

Nuevos datos de su contrato

Por cierto que hoy Sebas Moyano es también noticia por conocerse nuevos detalles de esa operación del pasado 23 de agosto que cerró León para obtener liquidez y poder inscribir al equipo, con 250.000 euros aportados por el Lugo con participación de su presidente, Tino Saqués.

Según avanzó el diario digital Cordópolis, el contrato recoge una indemnización de un millón de euros que el Córdoba habría de abonar al club gallego en caso de que se rompiera la relación con el jugador o que se produjera negociación con otros conjuntos -para traspaso- antes de julio.

Con todo, lo más curioso está en relación a esos famosos 25.000 euros de opción de compra, que puede ejercerse hasta el 10 de julio, y que se pactaron en caso de que “a 1 de julio de 2020 el jugador tenga ficha o licencia de futbolista profesional ‘P’ debidamente tramitada ante la RFEF y abonada”, ya que de lo contrario “el precio de compra o importe de la cesión definitiva que el Lugo abonará al Córdoba será de 1.097,27 euros”. Sí, 1000 euros sólo, “dado que el Lugo tendrá que abonar el precio de la primera inscripción o de licencia de futbolista profesional o licencia ‘P’, cuyo coste es de 23.908,73 euros”. Totalmente ridículo.

Loading...

Deja un comentario